La Asociación Americana de la CIJB, cada vez más cerca

México, en una concentración.

América quiere dar el paso a una mayor autonomía, y ya ha iniciado el camino. La CIJB engloba a todos los países con juego de pelota a mano, pero América se debate por dejar de tener ‘europadependencia’. No se trata de separarse, ni mucho menos, sino de tener la capacidad organizativa interna suficiente para conseguir ayudas, espónsors, y a partir de ahí generar iniciativas propias. «América tiene mucho potencial, pero estamos siempre a la expectativa», explica Hugo Jiménez, delegado de la CIJB en México y vicepresidente segundo de la organización.

«La Asociación Americana de la CIJB es un proyecto que venimos estudiando desde hace muchos años», afirma Jiménez desde México. «Se trata de organizarnos a los de este lado, porque estamos muy dispersos. Tomamos lo que viene de Europa, lo que esperamos que llegue, y eso no es malo, sino que lo debemos complementar», argumenta el mexicano. «La idea de formar la estructura americana es organizar a los países americanos, tener personalidad, una personalidad adecuada que nos permita personarnos ante nuestras autoridades y buscar apoyos, como además buscar espónsors». Es un camino iniciado, que se concretará cuando arranquen los torneos nacionales de One Wall y, especialmente, cuando se disponga la fase final americana. En todo caso, el objetivo es claro: «Debemos ser autosuficientes, generando nuestros recursos».

«Pero tenemos otra idea, a medio plazo», añade el viocepresidente segundo de la CIJB, «un circuito similar al que tienen en Europa, y digo similar, que no igual, porque las distancias en Europa son cortas, y en América son más largas, y los costes son mayores». La idea se ha trabajado con países como Colombia, Paraguay, Venezuela, Ecuador, e «integrando como invitados a Estados Unidos y Canadá», asegura. Y puntualiza: «Hablamos de invitados porque Estados Unidos estaba en proceso de ser aceptado -lo está la New York Handball Alliance, aunque hay hasta 80 asociaciones en el país-, y Canadá está todavía en expectativa, y debe participar de la CIJB».

Asimismo, Jiménez recuerda que, «en ningún caso», será el One Wall la disciplina que se deba asimilar a la CIJB: «Queremos que cada país afiliado tenga contacto con cada modalidad, y en el caso de Estados Unidos, iniciar el proyecto y que tengan conocimiento de los juegos de pelota que tiene la CIJB». Atraerlos, para que conozcan y, por tanto, difundan que hay más modalidades. «Es una idea que funcionó con algunos países en Sudamérica», recuerda Jiménez, porque en Argentina, Venezuela o México no había llargues, «pero ya están entrenando porque ya han ido conociendo la modalidad». En todo caso, reconoce que el One Wall es el puente de unión a través del cual conectar «porque es la disciplina más común, que en todos lados se juega, aunque le llamemos de manera distinta», pero «siempre pensando en la diversidad que pueden aportar todos los miembros de la CIJB».

Fase americana de One Wall

La fase americana de One Wall está en sus inicios. Todos los países participantes deben aportar competencia masculina y femenina. Pero el problema es la pandemia. «Debemos esperar a estar más estables con la pandemia para hacer fases similares con calendario organizado para todos, luego determinar ganadores y entonces poner fechas para el Americano». Piensan en primavera para las fases nacionales, y ver si en verano se puede disputar la fase final. Colombia y México propusieron acogerla. América, en todo caso, se mueve.

La CIJB y Adelante África firman un acuerdo para construir en Uganda una cancha de One Wall

José Luis López y Alberto Soldado.

La Confederación Internacional de Pelota a Mano (CIJB) y la ONG Adelante África han firmado esta semana el acuerdo de colaboración por el cual las dos entidades se comprometen en sacar adelante el proyecto de construcción de una cancha de pelota a mano de One Wall en Uganda, donde opera la ONG. Alberto Soldado, presidente de la CIJB, y José Luis López, vicepresidente de Adelante África, así como presidente de Honor de la CIJB, sellaron esta semana la colaboración.

La cancha de One Wall contará con un frontis de 4,9 metros, una línea lateral de 10,4 metros hasta la línea larga, y una anchura de 6,10 metros. El proyecto nace de la iniciativa de José Luis López, que ha manifestado: “Tenemos que ser conscientes de la importancia del juego de pelota a mano como instrumento de socialización. Si añadimos que podemos abrir el abanico, gracias a la CIJB, en vistas a diversificar el juego y hacerlo extensible a otros países como Uganda, debemos apostar por ello”.

Por su parte, Alberto Soldado, presidente de la CIJB, ha destacado la amplitud de miras y el hecho de buscar nuevos países en el mundo donde la pelota a mano tenga cabida y sea un referente: “Ojalá sea un paso claro, un paso histórico y el principio de una larga amistad con la construcción de canchas y el aumento de los socios de la CIJB. El juego a mano y el One Wall tiene una potencialidad enorme porque además es fácil de jugar y también es barato”. En este sentido, Soldado ha manifestado la intención de la CIJB de seguir sumando colaboraciones, tanto del ámbito privado como del público: “Confiamos en la política de ayudas, ya que además del mecenazgo es muy importante que las instituciones valencianas se impliquen. Ellas forman parte de este proyecto de expansión, tanto Generalitat, diputaciones como ayuntamientos”.

Con el lema ‘Pequeños pasos pueden conducir a grandes cambios’, Adelante África trabaja por mejorar la vida de las personas aplicando políticas de desarrollo y proyectando iniciativas. Adelante África fundó el Hogar Infantil Omwaana Tugende (OTCH), que recoge niños abandonados y huérfanos para reinsertarlos en la comunidad. La ONG trabaja en proyectos educativos, además de desarrollar un Programa de Alfabetización Funcional de Adultos, favorece la economía local con productos como el aceite de girasol Buruna o pienso para animales, tiene proyectos de salud y de economía familiar.

Más información:
http://www.adelanteafrica.org

La CIJB construirá un frontón de One Wall en África

La Confederación Internacional de Pelota a Mano (CIJB) construirá una cancha de pelota en África. La cancha, un frontón de One Wall, contará con un frontis de 4,9 metros, una línea lateral de 10,4 metros hasta la línea larga, y una anchura de 6,10 metros. El proyecto, que nace de la mano del vicepresidente de Honor de la CIJB, José Luis López, está vinculado a la ONG Adelante África, de la que López es vicepresidente. En breve se firmará el convenio entre la CIJB y Adelante África para formalizar el acuerdo e iniciar el proyecto.

El objetivo de esta acción se enmarca dentro de los diferentes proyectos que la ONG Adelante África lleva a cabo en Uganda. Los objetivos de Adelante África pasan por unirse y apoyar proyectos de desarrollo educativos y de agricultura que vengan de la comunidad local, recaudar fondos para apoyar proyectos de desarrollo y ceder a la comunidad la responsabilidad de infraestructuras, así como trabajar para que los trabajos iniciados sean eficientes y autosuficientes tan pronto como sea posible.

Con el lema ‘Pequeños pasos pueden conducir a grandes cambios’, Adelante África trabaja por mejorar la vida de las personas, aplicando políticas de desarrollo y proyectando iniciativas que se concretan en varias acciones que ya son una realidad. Adelante África fundó el Hogar Infantil Omwaana Tugende (OTCH), que recoge niños abandonados y huérfanos sin familia que pueda cuidarlos para reinsertarlos en la comunidad. La ONG también trabaja en proyectos educativos dirigidos a los niños más vulnerables de la comunidad, además de desarrollar un Programa de Alfabetización Funcional de Adultos. Asimismo, favorece la economía local con productos como el aceite de girasol Buruna o pienso para animales, tiene establecidos numerosos proyectos de salud y de economía familiar.

Ahora, el proyecto de la cancha de One Wall abre una nueva ventana, en este caso vinculado con el juego de pelota a mano, pero yendo más allá, con el concepto salud y bienestar que aporta la práctica deportiva, para la cual se necesitan espacios como en este caso el frontón de One Wall que está en proyecto.

América apuesta por el Elite World de One Wall

México y Colombia se postulan como sedes de la fase final americana

La CIJB sigue trabajando para que la actividad del juego de pelota a mano continúe su camino pese a la crisis sanitaria mundial. En este sentido, el organismo internacional trabaja para la instauración del Circuito Internacional de One Wall con una fase americana para la que México y Colombia se han mostrado interesados en ejercer de anfitriones de su fase final.

Se trata de un circuito que englobaría a los ganadores de los torneos nacionales instaurados por cada territorio del continente americano. El campeón y la campeona de América -es un torneo individual, no por parejas- se sumarían a la fase final del Circuito, que se disputará en Valencia, y siempre que se pueda por motivos sanitarios, durante el mes de noviembre del próximo 2021.

“Necesitamos que los países de América participen no solo con hombres, sino que todos los torneos nacionales los hagamos para todos, hombres y mujeres”, destacó desde México su representante Hugo Jiménez. Fue precisamente México quien mostró interés en acoger la fase americana del Circuito de One Wall, pero también Colombia se postuló como posible sede. Ambos países, sin embargo, estudiarán todas las opciones que haya, tanto económicas como, sobre todo, por los efectos de la pandemia.

Dirigió la sesión telemática el presidente de la CIJB, Alberto Soldado, con la colaboración de la holandesa Bianca Van der Veen, asimismo vicepresidenta del Área de la Mujer. Asistieron, igualmente, Hugo Jiménez desde México, Jesús Mier de Colombia, Raúl Andrade de Ecuador, Adrián Salas de Venezuela, Jorge Peny de Uruguay, Luis Echevarria de Chile, José Daniel Sanjuán de la Federació Valenciana de Pilota y Gotzon Enil, del País Vasco, así como Geert Valdenverden, vicepresidente del Área Técnica y Director de Torneos, así como Johannes Siegersma, de Holanda.

Bélgica, pendiente de elecciones
El Mundial de Bélgica está sin fecha por culpa de la pandemia. De hecho, durante la reunión fue el vicepresidente de la CIJB, el belga Thierry Dufour, quien explicó que las elecciones a la Federación de Bélgica, previstas para noviembre de 2021, condicionan el compromiso para aplazar el Mundial para el 2022.

Curso online para árbitros
Uno de los objetivos de la presidencia de la CIJB es formar árbitros internacionales. Dada la situación actual, y a la espera de que Bélgica proponga fechas y el proyecto de curso presencial que está en el aire precisamente por la pandemia, se propuso llevar a cabo un curso online “para otorgar el título de árbitro internacional”, en palabras del presidente, Alberto Soldado. De hecho, esta semana ya se llevó a cabo una primera reunión de trabajo en este sentido. La idea para hacer funcionar el curso online sería que cada federación aportara dos o tres árbitros nacionales.

Asimismo, mantiene muy presente poder crear los premios anuales de la CIJB, fomentar una beca de investigación histórica, la construcción de una cancha en África y otra en América, así como seguir trabajando en el proyecto Identity, sin olvidar el importante paso que sería conseguir declarar a los juegos de pelota a mano autóctonos como Patrimonio de la Humanidad.

La CIJB, una apuesta por la igualdad

‘Estamos creando una programación igualada a la del hombre’, afirma Bianca Van der Veen

La pelota a mano no es cosa de hombres. Ni mucho menos. Y menos, perdónese la redundancia, en los tiempos que corren. La CIJB, en su camino hacia la universalidad de este deporte, va más allá de naciones y modalidades, sino que incluye, en su proyecto global, una absoluta obviedad: la igualdad de género. Dice la holandesa Bianca Van der Veen, vicepresidenta y Área de la Mujer de la CIJB, que el ejemplo está en el Elite World One Wall, o en el Europeo de hace un año. Mismos premios para hombres y mujeres (¿qué sentido tendría lo contrario?), diferentes modalidades, trato igualitario: «Con la CIJB se están haciendo cosas muy buenas, sobre todo porque están creando la igualdad, y un ejemplo es la programación del Europeo. Desde hace dos años se juegan también la modalidad internacional, y paso a paso estamos creando una programación completa, igualada a la del hombre», asegura Van der Veen, que insiste en esa idea.

Básicamente, que no hay una modalidad femenina, ni una modalidad concreta para ellas, sino que cada vez las mujeres no solo juegan más, y son más, sino que lo hacen en más disciplinas. «Ahora no van las chicas a jugar una modalidad, sino que se está abriendo a otras cosas y estamos dando un paso muy importante», afirma. Es, por otro lado, el papel que tiene que hacer una Confederación que se dice internacional: globalizar y, por supuesto, abrir paso a lo que se entiende, simplemente, como sentido común.

Ahora bien, Bianca Van der Veen no esconde que hay dificultades. La primera, importante, que cada país, socialmente, evoluciona a su ritmo. «Los países, cada uno en su tiempo, dentro de sus posibilidades, están aumentando su apuesta por la pelota femenina», afirma Van der Veen. «Por ejemplo», —explica la encargada de la Àrea de la Mujer de la CIJB—, «en Inglaterra hace diez años habría un equipo de cinco o seis personas, con algunas chicas, pero ahora desde que se pusieron a trabajar con escuelas y algunas canchas están muy activas en ‘social media’ y tienen mucha presencia».

Por otra parte, en Latinoamérica, dice, depende: «En algunos países como México, están más avanzados, y lo pudimos ver en Colombia que el nivel es muy alto. Pero no nos vemos mucho, sino una vez cada cuatro años». «La colaboración entre todos», insiste Van der Veen, «es fundamental». Lo que espera Van der Veen es que, dentro de tener clara la idea de que se trata de un deporte tradicional, «tiene muchísimas modalidades y podemos aprender de los demás países, de cómo hacen las cosas», lo que tiene que llevar, en definitiva, a «crecer».

Por ejemplo, en la masa deportiva femenina. Lo explica la directiva holandesa de la CIJB: «Hablamos del volumen de jugadoras. Va creciendo, sí, pero sigue siendo, en muchos casos, un lastre, porque son pocas y las pocas que son ya se sabe que serán las mejores». Se necesita, por tanto, competencia, rivalidad, que de 100 salgan 20 muy buenas, y no de 20 salgan cinco. Cuestión de números: «El espectáculo es el mismo en hombres que en mujeres, pero en hombres hay más jugadores potenciales de ser buenos, y en las chicas se ven un par de nombres, y en principio serán esas las ganadoras. Lo que hay que hacer es crear más masa de jugadoras. Si se forman jugadoras desde pequeñas, cada vez saldrán más». Es un mundo que se está construyendo, a diferentes velocidades, pero con un objetivo común por el que vela la CIJB.